viernes, 1 de noviembre de 2019

El por qué de Halloween

El por qué de Halloween

¿Cómo comenzó Halloween?
Los orígenes de Halloween se remontan a 2.000 años atrás. El día 1 de noviembre era el día en que los celtas celebraban su año nuevo llamado Samhain.
Durante la víspera de Samhain se permitía a los espíritus caminar sobre la tierra junto con otras criaturas como hadas o demonios.

Trajes celtas
Según el Centro Folklore Americano, los celtas se reunían alrededor de una hoguera vestidos con pieles de animales para confundir a los espíritus y evitar ser poseídos.

También se cree que las máscaras que llevaban durante esta celebración servían para conmemorar a los muertos.

Se permitía a los jóvenes vestir como mujeres y viceversa, rompiendo así temporalmente los convenios sociales.

En una forma primitiva de “truco o trato”, los celtas disfrazados de espíritus iban de casa en casa pidiendo comida y bebida. Se cree que esta práctica proviene de la costumbre en donde se dejaba comida y bebida en las puertas de las casas para los espíritus que venían de visita durante esta noche.

Influencia cristiana en la fiesta de Halloween
Samhain, como otras muchas festividades paganas, pasó a ser adoptada y maquillada por los lideres cristianos para borrar las huellas de identidad previas. En el siglo VII el Papa Bonifacio IV decretó el 1 de noviembre día de todos los Santos, o Hallows Day.

La noche antes de Samhain se siguió celebrando con fogatas, disfraces y desfiles, pero bajo un nuevo nombre: All Hallows Eve (víspera de reliquias) que más tarde derivó a Halloween.

Halloween llega a América
Inmigrantes europeos llevaron Halloween a los Estados Unidos. La celebración explotó en el siglo XIX, con la inmigración de irlandeses a los EEUU.

Anoka, en Minnesota puede ser el lugar con la celebración de Halloween más antigua de los Estados Unidos. A partir de 1920, la ciudad comenzó a organizar un desfile y una hoguera.

Halloween 2019
Cientos de millones de personas celebrarán Halloween este 2019 en EE.UU, lo que lo convierte en un negocio que genera divisas en el mercado interno por todo lo que tiene que ver con la compra de trajes, dulces, fiestas y accesorios para Halloween.
Siete de cada diez estadounidenses tiene plan para celebrar Halloween.
Se calcula que se gastará un promedio de unos $70 por persona en la decoración, el disfraz y los dulces.

Brujería y cuentos ¿Crees en la magia?
Más de un tercio de los estadounidenses dicen que creen en fantasmas, de acuerdo con una encuesta de AP-Ipsos realizada antes de Halloween en 2007. El 23% afirmó haber visto un fantasma o sentido su presencia.

¿Qué es el miedo?
Expertos dicen que existe poca evidencia tras las historias o leyendas urbanas de Halloween, pero según algunos sociólogos, las leyendas urbanas pueden tratarse de manifestaciones de de miedos y temores sobre el futuro. En un mundo donde existen tantas amenazas, terrorismo, todo parece incontrolable, y puede ser reconfortante para los padres centrarse en calamidades evitables.

0 comentarios:

Publicar un comentario